domingo, 11 de julio de 2010

el circulo

El circulo



Un viejo escritorio de gruesa madera maciza, quizás heredado de su padre, fuerte y regio, apoyandose en unas gruesas y torneadas patas, soporta la carga de los sufrimientos, de las estrellas y del alma del escriba, de sus sueños, sus codices y su magia.


Los documentos depositados en perfecto orden, sistematicamente clasificados, todos en el lugar que han de estar; El escriba ha escrutado el firmamento toda una vida, a traves de un vetusto telescopio de acero y laton, mil veces ha corregido los calculos, mil veces se ha alegrado y otras tantas, ante ellos ha .....llorado.



Pero ahora lo sabe, con certeza, con un saber que ha trabajado durante cien lunas, cien lunas para que su saber rivalice con el de sus ancestros.

A veces la carga del pasado resulta una montaña con la cual tus espaldas apenas pueden soportar.

Pero el escriba lo ha descifrado, su conocimiento, su intuición, lo ha logrado, ahora lo sabe por fin lo sabe...


El escriba esta euforico, y da vueltas por la habitación, se siente tan feliz como no lo hacia en mucho tiempo.
El firmamento, las enseñanzas, las luces y la magia confluyen en un lugar en un dia en hora,esta noche, alla le espera su destino...



Cuando se ha llegado a la meta, esta pierde sentido, que es lo que me trajo hasta aqui.-piensa-


Y ahora?.....
.......... tras tanto esfuerzo, tras tanto saber, se pregunta.....

¿que hacer?
¿Que no hacer?
¿Que decir?
¿....................?



Y mientras deambula por la habitacion, el miedo la devuelve a su realidad, he descifrado el destino, me he avanzado a mi tiempo, se el secreto de mi camino...

¿he de enfrentarme a mi demonio particular?
¿se reira mientras se apoya en una farola?
¿me lastimará...?


La voz del miedo, le susurra en un tono muy bajo .....No vayas...
....te destruirá...
......no vayas.....


Un frio sudor le recorre la espalda...el miedo es grande y ante el gran ventanal .. ....duda.


Pero sin aviso, una voz que reconoce familiar, como la de un amigo, como una hermana mayor, en su interior pronuncia su nombre .... Tessie

Y recuerda su nombre, y le gusta su nombre, el cual no habia sido pronunciado en mucho tiempo.

...cual era la pregunta...que me llevo hasta aqui?



Al final confuso, sale a la calle, tras sus habitos de monje, de escribano, de erudito, una pregunta le devora las entrañas.
.....................



Y camina por las calles, camina por su bella ciudad, y repara en el mar, su vasto oceano , aquel que siempre amo, y no recuerda la pregunta , aquella que le ha conducido a adonde esta.

Y en el faro del fin del mundo, ahora que ha llegado... la pregunta vuelve una y otra vez, que hacer.... que decir .....

...cual era la pregunta...que me llevo hasta aqui?

.......

Pasan las horas.....

......


Oh mi dulce Aprendiz, siempre pensando siempre rumiando el que...
Un hombre salido de las sombras se ha acercado al escriba que a los pies del faro todavia no recuerda la pregunta.




Que haces aqui- le pregunta el viejo.
No se espero algo importante. - responde el escriba-

Ah ...eso es interesante, si no te importa yo tambien estoy esperando a un amigo, ¿te importa que espere junto a ti?- dice el viejo

- en absoluto, pero no me distraiga estoy concentrado en algo importante que debo recordar y no se que es-

Claro que no- le dice el viejo- yo no pienso molestare.

Con un movimiento de aprovacion el otro asiente, mientras se estrujaba la mente en busca de una respuesta, mientras se refugia en su mente como suele hacer.

.................



Como mi amigo no llega, te importa que te cuente una historia para pasar el tiempo, asi se nos hara la espera mas amena a ambos.- dice el viejo-

Encogiendose de hombros el escriba asiente, como si no le quedase mas remedio, el viejo es una molestia inoportuna, un mal menor, sus pensamientos estan cerca de recordar...


Bueno dice el viejo....y comienza la historia........


El camino del samurai

Era el Japón feudal, las grandes guerras habian acabado, un clan se habia impuesto a los demas, los Tokugawa eran dueños de todo.

En Edo un viejo maestro de esgrima llamado Masamune se vio obligado a tomar como discípulo a un joven y violento samurai, este era altivo, bravucon y muy pendenciero, ademas de habil con el sable.

El joven le hizo saber al viejo maestro su disgusto por estar alla, y que nada tenia que aprender, Masamune le ofrecio un trato.


Mira, esta espada es un gran regalo del mismo emperador, la mejor de su genero, una obra de arte en si misma, como yo tampoco deseo entrenarte, te la regalare si eres capaz de superar unos obstaculos en un campo de entrenamiento, esta tarea no te llevara mas de un dia, y asi los dos cumpliremos honorablemente con quien nos ha obligado a trabajar juntos -dijo Masamune-

Mirando la bella hoja, ante la tarea tan facil el samurai acepto.

Al dia siguiente, comenzó el entrenamiento, las pruebas se sucedian, los cortes, las fintas, la precisión...todo estaba en el campo de entrenamiento, por poco ese mismo dia el joven samurai no completo la tarea.

El dia siguiente fue como el anterior, pero Masamune cambiaba algún obstaculo, ponia un nuevo elemento, que hacia que el joven no pudiese completar la tarea.

Pasaron los meses.....
y cada día era como el anterior, un poco más que el anterior...

Paso el tiempo...

y un dia hallo Masamune al joven samurai meditando ante la espada que el le habia ofrecido, sonrio y le regalo la espada.


.......................


El escriba que ya estaba totalmente centrado en la historia pregunto

¿Por que le regalo la espada, si no habia completado el entrenamiento?

El viejo sonrio.- Porque el objetivo nunca fue conseguir la espada, el objetivo era el camino en si mismo, el caminar....


Los ojos del escriba se abrieron de par en par y miraron al tirititero, no dijeron nada.

Largo tiempo llevas buscandome
Tanto como yo llevo escapando de ti


Por fín el circulo se ha cerrado mi aprendiz, ahora por fin ves ....(el escriba asintio) tras él, el particular sonido de una carreta acercandose.



7 comentarios:

Arami dijo...

;)

Kend-ito dijo...

Olé!!!!!!

jansolo dijo...

:)

kendopitecus dijo...

Como siempre el titiritero lee donde no hay escritura, descifra las almas.

aprendiz dijo...

¿que hacer?
¿Que no hacer?

Los ojos del escriba se abrieron de par en par y miraron al tirititero, no dijeron nada.

Largo tiempo llevas buscandome
Tanto como yo llevo escapando de ti

Quizás solamente reflejos de un espejo cóncavo...



Por fín el circulo se ha cerrado mi aprendiz, ahora por fin ves ....(el escriba asintio) tras él, el particular sonido de una carreta acercandose.

E um sorriso muito doce aflora no olhar... gosto da canção

Kendolechón dijo...

Un crack!

jansolo dijo...

celebro o guste